La fuga del 'capo' Yepes origina la detención inmediata del resto de condenados por drogas

El Tribunal Supremo ha confirmado, casi en su totalidad, la sentencia de la Audiencia Provincial contra 13 acusados de intervenir en un desembarco de 7.100 kilos de hachís en 2004. El principal imputado, Antonio Yepes, está en paradero desconocido desde hace un año, lo que ha provocado que el resto de imputados hayan sido arrestados y enviados a prisión de forma inmediata, sin dar días de plazo, para evitar que otro pueda hacer lo mismo.



El auto de la Audiencia ha pretendido evitar que algún otro de los acusados decidiese tomar el mismo camino que Yepes y darse a la fuga, por lo que el ingreso en el centro penitenciario de Sangonera de los acusados ha sido inmediato, sin dar el plazo de diez días, como es habitual. Sólo hubo una excepción, con un guardia civil, cuyo hijo contrajo matrimonio el pasado domingo. El abogado Pérez Avilés solicitó al tribunal un permiso especial, garantizando que no se fugaría, y el hombre pudo estar presente en ese momento tan especial, ingresando el pasado lunes en la cárcel de Castellón, donde se encuentran los funcionarios del Estado.

Toda esta historia es tan larga como compleja, pero aún no ha terminado:

Capitulo I: El desembarco
La policía frustró el 2 de septiembre de 2004 un desembarco de hachís en El Portús y la causa se amplió a un desembarco anterior en Portmán y con dos garitos desmantelados en Lo Campano. El balance final fueron 18 detendos, 7.100 kilos de droga y un arsenal de armas incautadas.

Capítulo II. El macrojuicio
El tribunal de la Audiencia Provincial, presidido por Miguel Ángel Larrosa, acogió en enero de 2007, en Cartagena, el macrojuicio contra los 14 acusados por delitos Contra la Salud Pública y cuatro guardias civiles imputados también en tráfico de drogas más el delito de Cohecho. La Fiscalía solicitó penas que sumaban 112,5 años de cárcel y los abogados defensores (Juan Francisco Pérez Avilés, Marcos García-Montes, Esther Guzmán, Jesús Gómez, María del Mar Coquillat, Ángel Galindo y Salvador Rincón) pidieron que sus clientes fuesen absueltos, además de pedir la nulidad del proceso por ser irregulares las escuchas policiales llevadas a cabo por la policía. Uno de los acusados había fallecido antes de empezar el juicio. Antes de concluir el juicio, el fiscal retiró los cargos contra uno de los guardias civiles.

Capítulo III. La primera sentencia sentencia
El tribunal de la Audiencia Provincial condenó el 9 de septiembre de 2007 a los seis magrebíes que intervinieron en los desembarcos y absolvió al resto de los acusados al estimar la ilegalidad de las escuchas telefónicas. El juzgado de Instrucción número 2 de Cartagena se encargó de la instrucción.

Capítulo IV: El fiscal recurre al Supremo
El fiscal Pablo Lanzarote recurrió ante el Tribunal Supremo al considerar que las escuchas estaban motivadas. También recurrieron el fallo los letrados de los magrebíes condenados.

Capítulo V: Segunda sentencia
El Supremo (con el voto contrario de un magistrado y el resto favorables) admite el 7 de octubre de 2008 las escuchas y la Audiencia tiene que emitir el 3 de febrero de 2009 una nueva sentencia con esas pruebas:
- Antonio Yepes: 21 años y 3 meses de prisión, más multa de 10.006.000 euros.
- Tres mujeres familiares de los 'cabecillas: Cuatro años y medio para cada una más multa de 50.000 euros.
- Tres magrebíes que participaron en el desembarco de La Manga: tres años y un día de cárcel para cada uno y multa de 5,1 millones.
- Dos magrebíes que participron en el desembarco de Portmán: Tres años y un día más multa de 4,41 millones.
- Tres guardias civiles fueron condenados a penas que sumaban 24 años y 9 meses, más multa de 18 millones de euros.
- Fueron absueltos un cuarto guardia civil y tres magrebíes.

Capítulo VI: La causa se divide en 'dos dimensiones paralelas'
Los abogados presentan un recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional por su resolución y presentan otro recurso ante el Supremo por la nueva sentencia de la Audiencia.

Capítulo VII: 'Desaparece' Yepes
Antonio Yepes, considerado como el 'cabecilla' de la red junto al acusado Roque F. T., quien falleció antes del juicio, salió en situación de prisión provisional tras depositar 15.000 euros. Días después desapreció. Hay una orden fechada el 26 de marzo de 2009 de búsqueda por toda España, pero nadie sabe donde está.

Capítulo VIII: Resuelve el Supremo
El 20 de abril de este año el Tribunal Supremo ratifica la segunda sentencia de la Audiencia salvo en el caso de un guardia civil, cuya pena se rebaja de 8 a 4 años. La Audiencia emite un auto de firmeza, con requisitoria de ingreso inmediato en prisión para todos los condenados.

Capítulo IX: Continuará...

La historia no ha acabado, pues ahora mismo está pendiente de resolver el recurso de amparo que se presentó ante el Tribunal Constitucional y también se estudia presentar otro sobre el último fallo del Supremo.



 

Este sitio utiliza cookies de Google y otros buscadores para prestar sus servicios, para personalizar anuncios y analizar las visitas en la web. Google recibe información sobre tus visitas a esta página. Si visitas esta web, se sobreentiende que aceptas el uso de cookies. Para mas informacion visite nuestra politica de privacidad.

Comprendo las condiciones.

EU Cookie Directive Module Information