Los padres del hombre que murió en el calabozo de la Guardia Civil ejercerán la acusación particular

Quieren saber la causa de la muerte de su hijo, investigar si existió alguna negligencia y "hacer justicia". Son los motivos que han llevado a la familia del hombre que falleció en el cuartel de la Guardia Civil de Cartagena ha recurrir al despacho de abogados Pérez Avilés para ejercer la acusación particular en esta causa.

 

Los letrados Juan Francisco Pérez Avilés y Esther Guzmán Linares ya tienen en su poder el atestado de la Guardia Civil y el informe elaborado en Urgencias del Rosell, habiendo solicitado la autopsia (con análisis e informe toxicológico) y las grabaciones de la Guardia Civil en la sala de calabozos, entre otros, para indagar sobre lo que le sucedió a un hombre de 37 años de edad, que residía en Santa Ana, para fallecer hace dos semanas en los calabozos de la Benemérita.

Los padres y el hermano de la víctima están convencidos de que esta persona, quien ha sido enterrado en Málaga, nunca debió morir en los calabozos y tratan de averiguar si existió algún tipo de negligencia en la actuación llevada a cabo por el personal de custodia de calabozos de la Guardia Civil o por los facultativos que le analizaron cuando fue trasladado horas antes al Rosell por un fuerte dolor en el pie. Cuando se aclaren estos capítulos decidirán si llevan a cabo algún tipo de acción penal o no.

Enlaces relacionados:

 

Un detenido falleció el Sábado Santo en los calabozos de la Guardia Civil de Cartagena

Los forenses apuntan a "causas naturales" la muerte de un hombre en el calabozo de la Guardia Civil

Este sitio utiliza cookies de Google y otros buscadores para prestar sus servicios, para personalizar anuncios y analizar las visitas en la web. Google recibe información sobre tus visitas a esta página. Si visitas esta web, se sobreentiende que aceptas el uso de cookies. Para mas informacion visite nuestra politica de privacidad.

Comprendo las condiciones.

EU Cookie Directive Module Information