PERIÓDICO DE SUCESOS, TRIBUNALES y TRÁFICO DE LAS COMARCAS DEL CAMPO DE CARTAGENA Y DEL MAR MENOR                                                                         booked.net

“El trabajo de la Policía Local de Fuente Álamo durante la pandemia ha sido extenuante, pero, a la vez, gratificante”

Francisco Javier Martínez, comisario-jefe del municipio, cumple 35 años como agente municipal, gremio del que es un ferviente defensor de su trabajo. Además, es el presidente en la Región de Murcia de la Unión Nacional de Jefes y Directivos de Policía Local (Unijepol).

📌 “La Policía Local es la más cercana al ciudadano, la que no puede mirar a otro lado cuando es requerida

📌 “Las policías municipales están en la vanguardia de seguridad en las comunidades locales”

📌 “La polivalencia del agente es mayor en municipios de menor tamaño que en los grandes”

📌 “Desde Unijepol pensamos en la necesidad de establecer un marco normativo estatal que unifique, desarrolle y regule este sector de la seguridad pública”

📌 “Aunque queda mucho trabajo por hacer, estamos poniendo en valor a las policías locales”

📌 “Uno de mis primeros servicios en 1986 fue trasladar a una embarazada al hospital. Era mi esposa y nació mi hijo. Fue muy emotivo”




Nombre: Francisco Javier Martínez Sánchez.
Quién es: Licenciado en Derecho, comisario-jefe de la Policía Local de Fuente Álamo, presidente de Unijepol en la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia y miembro del Consejo Directivo Nacional. Inició su carrera profesional en la Policía Local de Cartagena en 1986, donde permaneció hasta el año 2002. Desde esa fecha está al frente del cuerpo policial de Fuente Álamo.



Pregunta:  Su trayectoria profesional comienza en Cartagena y continúa en Fuente Álamo. Háblenos de ella.  

Respuesta: En el año 1986, tras ocho años como especialista de armas submarinas de la Armada Española, ingresé en la Policía Local de Cartagena. Mi primer servicio de policía en prácticas lo realicé en la Nochevieja de aquel año. Fue en el mes de mayo de 1987 cuando juré el cargo de policía. Apenas un mes después, prestando servicio de seguridad ciudadana, tras recibir un requerimiento desde la sala del 092, me comisionaron para realizar el servicio más emotivo de toda mi carrera profesional. Consistió en trasladar a mi esposa embarazada al hospital, donde una hora después dio a luz a mi segundo hijo.

Promocioné a la categoría de subinspector, desempeñando las funciones propias de mando intermedio. En verano de 2002, tras superar el correspondiente proceso selectivo, tome posesión de la jefatura del Cuerpo de Policía Local de Fuente Álamo, donde presto mis servicios en la actualidad.

P.- Después de más de tres décadas de experiencia, ¿qué y cómo cree que ha evolucionado la Policía Local?

R.- Una adecuada respuesta a esta pregunta precisa de matizaciones. Con carácter general, si aceptamos ubicar el origen del municipio como entidad territorial en la Antigua Roma, vemos que probablemente los ancestros más lejanos en este oficio bien podrían ser los llamados ‘ediles curules’. Eran vigilantes del orden público en las plazas y mercados de la ciudad, controlaban las mercancías y productos, los pesos y medidas, etc.

Las funciones de vigilancia en los espacios públicos municipales, el tráfico, la seguridad vial, la seguridad ciudadana, etc., funciones que en la actualidad realizan las policías locales, evidencia la naturaleza e inmediata conexión con la actividad cotidiana de los ciudadanos en las calles, barrios, pedanías o ciudades.

La evolución de la sociedad y, en consecuencia, de las normas que la regulan, va modificando y desarrollando las funciones de las policías locales. Somos la policía más inmediata y cercana al ciudadano, la que no puede mirar a otro lado cuando es requerida. Con independencia de la competencia funcional de que se trate, se interviene y después se redirige, en su caso, la intervención.

Tres décadas atrás, las policías locales, en general, comenzaron a ser manifiestas como fuerzas de seguridad. Así se estableció en la entonces recién aprobada y, hoy vigente Ley Orgánica 2/1986, de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad. Los ayuntamientos comenzaron a desarrollar las competencias en materia de seguridad como respuesta a la demanda social de aquel momento. En pocos años, las plantillas incrementaron notablemente sus efectivos y recursos. Se promovió la creación de unidades especializadas en el seno de los cuerpos locales. Este impulso determinó un protagonismo incuestionable y decisivo de las policías locales en la seguridad pública.

En la actualidad, el desarrollo de los cuerpos de policía local, la formación y cualificación de las mujeres y hombres que las integran evidencia una adecuada y garante capacitación para el ejercicio de sus funciones. Es más, en los procesos selectivos se observa un nivel académico de los aspirantes superior al exigido en las convocatorias, complementado posteriormente con la formación específica establecida para cada categoría profesional.

Las modernas regulaciones normativas dictadas por las comunidades autónomas (leyes de coordinación de policías locales) y, su aplicación en los ayuntamientos, determina que las policías locales estén en la actualidad a la vanguardia de la seguridad y garantía de la convivencia social en las comunidades locales.

Estas circunstancias que cito, entre otras, son la base, causa y condición de la necesaria evolución de las policías locales y del incesante esfuerzo en su desarrollo y adaptación a la realidad social.


P.- ¿Cuál es el futuro y qué falta por hacer?

R.- Sin duda, conforme he expuesto, la Policía Local está sometida a la evolución de la sociedad en la que se integra y a la que sirve, de ahí que, las demandas sociales determinarán el futuro. Particularmente, me atrevo a afirmar que las policías locales van a tener siempre un papel decididamente relevante y esencial en el marco de la seguridad pública. Aún no ha llegado el tiempo en el que la convivencia social pueda permitirse prescindir de esta necesaria garantía.

Sin duda, también queda labor por realizar. Las demandas de la sociedad hay que abordarlas con la mejor de las predisposiciones posibles, sin desconocer la complejidad que supone el desarrollo de esta actividad y profesión.
 
Desde Unijepol pensamos en la necesidad de establecer un marco normativo estatal, acorde con la realidad de nuestra institución que unifique, desarrolle y regule este sector de la seguridad pública.


P.- Recientemente se ha cumplido un año de la declaración de la pandemia de COVID-19 por parte de la OMS (Organización Mundial de la Salud) y del decreto del ‘Estado de alarma’ del Gobierno de España. ¿Cómo ha sido el trabajo de la Policía Local de Fuente Álamo durante este tiempo?

R.- Ha sido y, lo sigue siendo, extenuante a la vez que gratificante. En idéntica ocasión con el resto de Fuerzas de Seguridad y en particular de las policías locales, se está dando todo y más por colaborar y ayudar a superar esta lamentable situación que a todos nos afecta.

Además de velar por el cumplimento de las normas y el control de las infracciones, por causa de esta pandemia, somos conscientes de la preocupación e incluso miedo de nuestros vecinos en su vida cotidiana, en sus propias familias y en sus puestos de trabajo. Cuando desde el cumplimiento de nuestro deber les ofrecemos compresión y apoyo, percibimos en ellos lo importante que es nuestra labor en estos momentos.
Fuente Álamo es un municipio extenso y bien comunicado, con gran actividad agrícola y ganadera, con diez núcleos de población distantes y en cierto modo diferenciados que precisan de los servicios que realiza la Policía Local.

Servicios e intervenciones que ahora se ven incrementados con las labores de control y cumplimiento de la frenética normativa, fundamentalmente sanitaria, de esta pandemia.

Como jefe del cuerpo me siento orgulloso de las actuaciones de las fuerzas de seguridad, Protección Civil y también de la Fuerzas Armadas, así como de los facultativos y todo el personal sanitario, en particular los de nuestro municipio.

Es de justicia reconocer las implicaciones directas de los responsables de la corporación en esta compleja gestión operativa y de los policías a mis órdenes, por su ejemplar comportamiento y responsabilidad acreditada en los sucesivos operativos que estamos realizando. Los agentes han asumido suspender parte de sus derechos laborales, incluso vacaciones y libranzas, cuando fue necesario para prestar los servicios que se demandaban. Han priorizado su deber profesional frente a la propia familia, quienes también han soportado esta situación y, siguen haciéndolo en estas delicadas circunstancias.

Día del Patron de la Policía Local. Brindis oficial por SM El Rey y por la Policía Local. En la imagen figuran la alcaldesa y concejales de Fuente Álamo, elk almirante del Arsenal de Cartagena, Aniceto Rosique, y el comisario-Jjefe de la Policía Local


P.- ¿El papel de la Policía Local es el mismo, independientemente del tamaño de una ciudad?

R.- La Policía Local por las razones, algunas de ellas expuestas, está sujeta al ejercicio de las funciones que la ley le encomienda. Sin embargo, en los grandes municipios con elevadas concentraciones humanas, es muy complicado el ejercicio cercano y, en cierta medida conveniente, como el que se realiza en otros municipios de menor población. En estos se conoce en mayor o menor medida y precisión, la información de datos objetivos y subjetivos del asunto a tratar.

Por otro lado, las funciones atribuidas a las Policías Locales, no difieren en nada por razón de la dimensión del término municipal o número de habitantes. Sin embargo, el desarrollo y ejecución de las mismas es diferente, condicionada por el dimensionamiento del cuerpo. En los grandes municipios el organigrama funcional se basa en unidades especializadas en las diversas materias de nuestras competencias, mientras que, en plantillas medianas o pequeñas la organización suele ser más polivalente e integral. Ambos sistemas tienen sus propias características y efectos, personalmente considero que, sin perjuicio de las necesarias especializaciones, el conocimiento y ejecución de nuestras funciones cuanto más polivalente sea, mejor.

P.- La Asociación de Jefes de Policía Local de la Región de Murcia firmaba un convenio de adhesión en el año 2015 a Unijepol. ¿Qué beneficios ha reportado ese acuerdo?

R.- Tras un periodo de conversaciones y encuentros al efecto, la asociación decidió adherirse. Sin duda, fue una decisión acertada que, en mi opinión, ha redundado en beneficio de todos, incluso de quienes aún no están asociados. Aunque queda mucho por hacer, con mucho trabajo y esfuerzo, estamos siendo capaces de poner en valor a las policías locales en España. Unijepol es el nexo para todos los cuerpos de Policía Local del Estado, precisamente las circunstancias ocurridas este último año evidencian la anterior afirmación.

P.- ¿Le dejan tiempo para sus aficiones sus funciones como comisario-jefe de la Policía Local de Fuente Álamo? Si es así, ¿en qué lo emplea?

R.- Poco tiempo. Pero tengo el privilegio de vivir en el campo y de disfrutar de la naturaleza, pues suelo dar paseos a pie y en bicicleta. Tenemos un huerto ecológico que, con los productos cosechados, me permito elaborar alguna receta culinaria. Dicen los demás, que salen ‘ricas viandas’ … También, en alguna ocasión, salgo a navegar y disfrutar de la majestuosidad de la mar, de la apasionante sensación solamente perceptible y descriptible en su presencia.

P.- Hablando de gastronomía: marinera, montadito, michirones, salazón... ¿Qué elige?

R.- Esta cuestión es tan delicada que elegir significaría excluir. Por ello, me quedo con las cuatro y le sumo un buen caldero del Mar Menor, regado con un Verdejo o un Albariño, en buena compañía.

P.- ¿A qué le hubiera gustado dedicarse si no fuese policía?

R.- De pequeño siempre me llamó la atención la medicina. No tuve opción, sin embargo, dos de mis hijos y nueras, de los que me siento muy orgulloso, tienen esta profesión. Además, comparten con mi profesión que es vocacional y la satisfacción de ayudar a los demás.   

Etiquetas: Fuente Álamo

Imprimir

Sobre Nosotros

  Cartagena de Ley es un periódico de noticias de sucesos, tribunales y tráfico que edita 21DEhoy agenCYA, empresa fundada en el año 2009 que también abarca los diarios digitales cartagenadehoy.com - launiondehoy.com - elalgarlosurrutiasdehoy.com y las revistas de papel El Puente - Tele Pinacho además de otras publicaciones y trabajar para eventos y gabinetes de prensa


21DEhoy agenCYA
cartagenadeley@gmail.com
Telf: 608 489 063

Usamos cookies en nuestro sitio web. Algunas de ellas son esenciales para el funcionamiento del sitio, mientras que otras nos ayudan a mejorar el sitio web y también la experiencia del usuario (cookies de rastreo). Puedes decidir por ti mismo si quieres permitir el uso de las cookies. Ten en cuenta que si las rechazas, puede que no puedas usar todas las funcionalidades del sitio web.